de lados y acantilados

Estoy atada al suelo.

Pegada a la materia.

Estoy.

Vulnerable a la putrefacción.

Estoy que siento transcribir emociones a través de los órganos.

¿Qué atrocidad sulfúrica me mueve? A despellejar ideas que languidecen.

Me obceco con proyectos que claman desánimo y pierdo el norte

cuando la brújula deja de palpitar.

¿Acaso hay mas dirección que el equilibrio entre los polos?

Estar aquí o allí, hoy o mañana, es lo mismo.

El tiempo es un óleo en mi interior.

Se conserva lo esencial, la práctica entrañable, el fluir genético.

El estar realmente sin requerir razón.

– Nada es bueno o malo-

Aunque los prejuicios exijan la fausta bipolaridad

del lodo- cuando me hundo hasta el cuello-

libera me men te libera me men te libera.

Hazme transparente, ingenua.

Hazme capaz de darme sin proseguir esperas

ni para qués.

Anuncios

periplos

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s